Que un juez incorpore tecnología en el tribunal ayuda a ahorrar tiempo y a que el contribuyente ahorre dinero

Por Geri L. Dreiling, Abogada. Traducción de Enrique Serrano.

Juez Patrick Connaghan con su iPad

El juez del tribunal de sucesiones, tutelas y relaciones familiares de San Luis, Patrick Connaghan, hace tiempo que ha adoptado la tecnología como un medio para ahorrar tiempo y gastos al contribuyente. El pasado mes de marzo, Lawyer Tech Review asistió a una vista judicial que mostró cómo el tribunal aboga por un mayor uso de la tecnología, incluyendo el descubrimiento de Connaghan de que podría completar casos rápida y económicamente utilizando un iPad.

El trabajo de Connaghan incluye vistas judiciales de revisión de expedientes de salud mental. Antes de 2008, las vistas relacionadas con responsabilidad civil o tratamiento no voluntario requerían que los pacientes fueran trasladados al tribunal en una ambulancia – un proceso caro, complejo y en ocasiones traumático.

Hace cuatro años, el Tribunal de San Luis autorizó el uso de vídeo para llevar a cabo las vistas judiciales. En una alianza pionera con varios hospitales de la zona de San Luis, se crearon salas de vídeo en el interior de los hospitales donde un paciente y su abogado podrían participar en la audiencia judicial, escuchar testimonios y testificar. El juez, y el abogado asistente del tribunal que se encargue del caso para el hospital, se encuentran en el tribunal, que también está equipado con una conexión de vídeo, permitiendo que el paciente vea y oiga todo lo que está pasando en el tribunal. En los cuatro años que han transcurrido desde el lanzamiento del proyecto, más de 2.000 vistas de expedientes de salud mental se han llevado a cabo por vídeo-conferencia.

Un Tribunal Móvil

WiFi compartida con iPad creada con iPhone

iPad 2 conectado a Internet utilizando una red WiFi compartida creada con un iPhone 4S

Para aquellos hospitales que no tienen salas de vídeo, este juez de San Luis optó por cambiar la forma en que dichas vistas se llevaban a cabo: ahora el juez y los abogados viajan al hospital. Connaghan sólo necesita dos micrófonos y una grabadora para registrar la audiencia judicial, y un iPad en el que revisar los alegatos y en el que dictaminar mandatos judiciales.

Para estas vistas judiciales sobre el terreno, Connaghan trae un iPad 2 – configurado por el Administrador de la Oficina de Tribunales Estatales de Misuri para tener un nivel de seguridad adicional – dándole acceso a archivos cerrados y sellados; un iPhone 4 con un punto de acceso personal que le permite conectar el iPad a Internet; y un lápiz táctil BoxWave.

Antes de salir de viaje a la vista judicial, Connaghan descarga los alegatos del informe de salud mental en la app PDF Reader Pro para iPad. (Desde la vista judicial a la que asistió LTR, Connaghan ha empezado a utilizar Quickoffice Pro.) (Enlaces afiliados)

Tomando notas en iPad con stylus durante un juicio

Durante la audiencia, Connaghan, con su lápiz táctil en la mano en lugar de su mazo de juez, recorre los alegatos y los informes, y toma notas durante el testimonio.

Puesto que cada audiencia está limitada a un asunto específico, como por ejemplo, si la persona en cuestión debería permanecer internada en la unidad psiquiátrica o someterse a tratamiento, los mandatos judiciales que deben dictaminarse una vez que se han oído las pruebas son limitados. Connaghan prepara órdenes que reflejan las diversas resoluciones que pueden aplicarse al caso y, tras la vista, selecciona el mandato judicial apropiado y lo ordena. Usando el punto de acceso a Internet personal creado por su iPhone, envía sus órdenes al administrativo del tribunal, así como a los abogados que están en el caso.

“Me gusta enviar mis mandatos tan pronto como sea posible una vez que se ha completado la vista judicial,” explica Connaghan. “Los pacientes están nerviosos acerca de su futuro, y los hospitales necesitan saber cuál es el próximo paso del proceso. Cuanto más rápido podamos procesar los mandatos tras una vista completa, mejor será para todas las partes involucradas.”

Un Estímulo para Trabajar Sin Papel

La modernización no se detiene ahí. En 2009, el tribunal de sucesiones, tutelas y relaciones familiares concluyó que tenía demasiados archivos físicos, que contenían normalmente sólo unos pocos papeles, creados para casos que a menudo nunca tuvieron una vista judicial porque el paciente bien estuvo de acuerdo con un tratamiento, o bien fue puesto en libertad. Sin embargo, de acuerdo a las reglas del tribunal, estos archivos tenían que conservarse durante cinco años como poco. Como sucede con muchos tribunales de Estados Unidos, el espacio de este tribunal en concreto es limitado, y los archivos físicos tienen un coste en términos de almacenamiento y recursos humanos.

Prescindir del papel usando PDF digitales

Para evitar los problemas asociados con esta creciente acumulación de papel, el tribunal adoptó un sistema de archivado electrónico. Las peticiones de internamiento no voluntario se envían ahora de forma electrónica; cuando un documento en papel forma parte del caso, un empleado lo escanea para crear un documento PDF y lo archiva en el sistema de casos online de Misuri, Case.net. El tribunal transmite documentos por email en lugar de por correo tradicional, permitiendo añadirlos al archivo digital de casos. Trabajar de forma digital sin papel también significa que los abogados que han sido citados en el tribunal también pueden recibir documentos relevantes a través de su email.

Connaghan cuenta que, “Con la reducción del papel, hemos sido capaces de mantener nuestro presupuesto de envíos por correo a niveles de 2009 a pesar de que no hemos reducido el número de casos del que nos ocupamos, y considerando que las tasas postales han subido.”

Por supuesto, cuando el proyecto de escaneado comenzó, el iPad aún no existía. Pero cuando este dispositivo apareció, pronto se dió cuenta de que podría integrarse en el proceso de revisión de expedientes de salud mental para hacerlo más eficiente.

Como dice el viejo refrán, justicia retrasada es justicia denegada. En el tribunal de Connaghan, la tecnología ayuda a reducir la espera.

También puede interesarle:

  1. Cómo Usar iAnnotate para Revisar Casos en su iPad
  2. Deje las Carpetas Archivadoras y Use el iPad
  3. Cómo Usar iAnnotate y un iPad para Revisar Documentos